Escenas Inolvidables: “Hasta la vista, baby”. Terminator 2 Judgement Day

2014-12-06 19.11.33

Terminator 2: Judgment Day (1991)
Director: James Cameron

image

La primera entrega de la saga Terminator llegó a la pantalla grande en 1984, bajo la dirección de James Cameron y con Arnold Schwarzenegger en el papel del T-800. Curiosamente, en principio, al musculoso actor, le habían ofrecido protagonizar el papel de Kyle Reese, soldado enviado desde el futuro para proteger a Sarah Connor y que, sin saberlo, termina siendo el padre del lider de la resistencia (Spoiler Alert). Pero Arnold prefirió encarnar al exterminador, ya que le parecía un papel mucho más interesante.

¡Tenías razón, viejo lobo de mar!

Esta película marcó un antes y un después en las carreras del protagonista y del director, quien años después, llegaría a dirigir películas como Titanic o Avatar. Frente a la pantalla, el público no daba crédito a lo que veían sus ojos: Schwarzenegger entrando en una comisaria y asesinando a cualquiera que se le pusiera en su camino, violentas escenas de acción, el ojo cibernetico del exterminador, el exoesqueleto que parecía imposible de derribar; todo esto sumado a un argumento sólido y novedoso en el que las máquinas se revelaban contra sus creadores, hicieron que Terminator se convirtiera en un clásico del cine contemporáneo.

Aunque parecía algo imposible de suceder, Terminator volvió en 1991. Esta vez con Schwarzenegger del lado de los buenos y la tecnología del lado de James Cameron. En este film, el director uso todo lo que tenía a su alcance para crear escenas nunca antes vistas: el T-1000 tomando la forma de cualquier otra persona, cruzando las rejas del hospital en el que Sarah estaba internada, entrando a través del parabrisas de un helicóptero o recibiendo disparos a la carrera sin preocuparse por los agujeros que le causaban los mismos.

Terminator 2 -Judgement Day, es el punto más alto en toda de la saga, que el próximo año estrenará Terminator Genisys, la quinta película (siempre y cuando contemos a Salvation como parte de las cinco), protagonizada por Emilia Clarke y por supuesto, con Arnold Schwarzenegger en el papel del viejo y querido exterminador.

Pero volviendo a Judgement Day, ésta película repleta de escenas inolvidables, también cuenta con una larga lista de frases que han quedado en el inconsciente colectivo de todos los cinéfilos. “Come with me if you want to live“, “I’ll be back” (también presente en la primera) o “Ahora sé por qué llorán, pero es algo que yo nunca podré hacer”, son algunas de ellas.

En esta ocasión vamos a detenernos en esa frase que aún hoy seguimos repitiendo sin sentido y que también es uno de los momentos, visualmente, más impactantes de toda la película.

En él, Arnold se enfrenta a Robert Patrick, quien ha quedado congelado debido al dióxido de carbono presente en el aire. Entonces, el exterminador devenido en protector, toma su pistola y realiza el disparo, no sin antes decir esa frase que Jhon le había enseñado para que logre pasar desapercibido entre otras personas.

Comentarios