Un Año sin Don Draper

Don

John Hamm como Don Draper en Mad Men

Ayer en Estados Unidos y esta noche en Argentina, se emitió y emitirá el primer episodio de la segunda mitad de la temporada final de Mad Men. Los primeros siete capítulos fueron transmitidos durante el año pasado, permitiéndonos prolongar la agonía final durante algunos meses y preparándonos, al mismo tiempo, para continuar con nuestra vida, una vez que ya no volvamos a ver a Don Draper en pantalla.

No parece que la serie fuera a tener un final sorpresivo. De hecho, ningún episodio lo tuvo. En su mayoría, han sido capítulos autoconclusivos que, aunque podrían verse de manera independiente, el crecimiento de cada personaje y las interrelaciones entre estos han sido los puntos que la convirtieron en una adicción.

Bert Cooper

Llegué al final del último episodio con lágrimas en los ojos, emocionado por el musical de Bert Cooper en su última escena, con el plano cerrándose sobre los ojos, quizás por primera vez emocionados, de Donald Draper. Previamente, nos habían mostrado a Roger Sterling disfrutando de la llegada del hombre a la luna y recibiendo el peor de los llamados, para luego mostrarse, en la siguiente escena, completamente devastado. En ese momento recordé que Roger no había llorado nisiquiera durante el escandaloso funeral de su madre.

Intento imaginar como serán los últimos episodios de una de mis series favoritas, pero no puedo hacerlo. Tampoco quiero investigar demasiado ya que prefiero sorprenderme. Pero tampoco logro hacerme una idea sobre qué será de mí, una vez que ya no tenga para ver un nuevo episodio de Mad Men. El último de la primer mitad de temporada, lo descargué y lo tuve en mi computadora durante 48 horas antes de animarme a verlo, ya que prefería la sensación de “tener que verlo”, antes que la de “esperar un año”.

Un clavo saca otro clavo; un nuevo amor, te ayuda a olvidar a otro anterior; veremos qué serie será la que ocupe ese espacio que Mad Men dejará vacante. Al menos, hemos tenido un año para acostumbrarnos a sentir el vacío que se siente cuando una serie de este tipo se despide para siempre.

Es tiempo de disfrutar ese final.

Mad Men full cast

Comentarios